DESTINAN U$S 38,9 MILLONES PARA UN PROGRAMA DE INSERCIÓN DE AGRICULTORES FAMILIARES

El Programa tiene como objetivo promover la participación de los pequeños productores en cadenas de valor incipientes y dinámicas.

El Fondo Internacional de Desarrollo Agrícola (FIDA) y el Gobierno Nacional firmaron un acuerdo que pone en marcha el Programa de Inserción Económica de los Productos familiares del Norte (PROCANOR), cuyo objetivo es mejorar la integración de los pequeños agricultores.

“Seguimos fortaleciendo a las economías regionales y a los productores del Plan Belgrano, para seguir promoviendo el arraigo y diversificar las producciones”, dijo el ministro de Agroindustria de la Nación, Ricardo Buryaile.

El acuerdo financiero del PROCANOR, un programa elaborado por la Unidad para el Cambio Rural (UCAR), del Ministerio de Agroindustria de la Nación, en colaboración con varios gobiernos provinciales, fue firmado ayer en Roma por Kanayo F. Nwanze, presidente del FIDA, y Javier Rozencwaig, representante permanente de la Argentina ante los organismos de las Naciones Unidas con sede en Roma.

El Programa está destinado a promover la participación de los agricultores familiares en cadenas de valor incipientes y dinámicas, cuya producción primaria se concentra en las provincias del norte argentino y en las que existe una alta proporción de pequeños productores. Entre otras se destacan las cadenas de la quinua, las papas andinas, la chía, la carne y la lana de llama. También fomentará las asociaciones entre los agronegocios, las empresas comerciales y las organizaciones de agricultores.

El PROCANOR se ejecutará en las diez provincias del Norte (Catamarca, Chaco, Corrientes, Jujuy, Salta, Misiones, Formosa, La Rioja, Santiago del Estero y Tucumán) y beneficiará a unas 8.000 familias rurales (37.600 personas), especialmente de pueblos indígenas, mujeres y jóvenes.

El monto del financiamiento es de U$S 38,9 millones, de los cuales U$S 24 millones corresponden a un préstamo FIDA y U$S 330 mil a una donación para la investigación y la gestión de los conocimientos. El resto se compone de aporte local (U$S 11,4 millones) y aportes de los propios beneficiarios (U$S 3,2 millones). El período de ejecución del programa es de 5 años.

Desde 1988, el Fondo Internacional de Desarrollo Agrícola ha financiado ocho programas y proyectos de desarrollo rural en la Argentina por un monto total de U$S 372,3 millones.

About Juan Barrios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *