LA EXPORTACION DE YERBA PEGO UN SALTO DE 44%

También avanzaron las ventas internas, en medio de la caída del consumo.

El yerbatero fue uno de los pocos sectores de la economía de Misiones que cerró un buen año en materia de ventas. Es que hubo un fuerte crecimiento de las exportaciones y algo más tibio en el mercado interno.

Si bien el Instituto Nacional de la Yerba Mate (INYM) recién dio a conocer los datos estadísticos del mes de noviembre y el acumulado de 2018, todo indica que en el último mes del año los números también fueron positivos.

Las mejores noticias llegaron desde el exterior con una fuerte reactivación de las compras, principalmente de Siria. Desde el INYM dijeron que las exportaciones “se encaminan a cerrar el año con un récord histórico”. Es que en los primeros once meses del año pasado partieron hacia el resto del mundo 40.542.479 kilos, lo cual implica un crecimiento del 44% respecto a idéntico período de 2017, cuando sólo salieron 28.152.939 kilos. El último buen año de exportaciones había sido 2015, con 35,3 millones de kilos.

“En el periodo interanual se evidenció un incremento 12,4 millones de kilos, fuertemente traccionado por la recuperación de los embarques a Siria (principal destino de la yerba mate argentina en el extranjero) como así también por la consolidación de Chile (segundo destino) y la constante presencia en otros mercados ‘nostálgicos, conformados por las comunidades de materos distribuidas fundamentalmente en los Estados Unidos y Europa”, sostiene el informe del INYM.

La recesión en la economía doméstica no impactó en el sector, que en los primeros once meses del año pasadodespachó 2.202.865 kilos más que en idéntico período de 2017. Los molinos enviaron 244.117.092 kilos contra 241.911.227 kilos de 2017, un alza de 1%.

En lo que se refiere a la preferencias de los consumidores en la góndola, hubo algunos cambios respecto a fines de 2017. Si bien el formato mayormente elegido sigue siendo el paquete de medio kilo, en el último año cayó 3,4%; mientras que el paquete de kilo pasó de 32,97% a 36,14% (+3,17%) del mercado. También amplió su participación el paquete de dos kilos, que escaló de 1,83% a 2,13%. Otro de los perdedores fue el paquete de 250 gramos, que pasó de 0,93% a 0,84%.

Las buenas noticias llegaron también a los productores primarios. Si bien no consiguieron los precios que pedían para la materia prima, el año pasado año se recuperó considerablemente la producción de hoja verde después de un 2017 para el olvido, principalmente por las excesivas lluvias, que provocaron una merma en los rindes. Así, la producción pasó de 658.451.053 kilos a 774.943.319 kilos en los primeros once meses del año pasado: una diferencia de 116,4 millones de kilos.

About Juan Barrios